Noticias

4.mar.2013 / 05:38 pm / Haga un comentario

El Vicepresidente para el Área Económico-Productiva y Ministro del Poder Popular para Industrias, Ricardo Menéndez, informó que “los recursos aprobados por el Comandante Presidente Hugo Chávez  para las empresas básicas como CVG Bauxilum, CVG Carbonorca, CVG Alcasa y CVG Venalum son por un monto de 3 millones 393 mil  de bolívares y 163 millones de dólares serán producto de un proceso de fiscalización especifico”.

Destacó que el cuerpo de inspectores pertenecientes al Ministerio del Despacho de la Presidencia se encuentran realizando el trabajo correspondiente en las empresas básicas y agregó que se está cumpliendo con los lineamientos del Presidente Chávez, para garantizar máxima eficiencia y transparencia.

“Esta es una tarea fundamental de la Revolución para la construcción en lo concreto del socialismo”. Al mismo tiempo el Ministro hizo referencia al “enorme potencial de las empresas básicas, de sus trabajadores y al trabajo irrestricto del Estado en no aceptar ningún chantaje y enfrentar las mafias que reproducen la cultura del capitalismo depredador de nuestros recursos soberanos como pueblo.”

“En el caso de Venalum, se han aprobado inversiones por  un monto de 498 millones de dólares y en la primera fase de inversión para el presente año será de  125 millones de dólares para la adecuación de la planta y reducción de colada y 87 millones de dólares para el sistema de suministro de energía eléctrica” agregó el titular de Industrias.

Para Franco Díaz, presidente de CVG Venalum, “estos recursos son un enorme empujón para la recuperación de las empresas básicas de aluminio y demuestran  el cumplimiento de la palabra del comandante presidente, quien se comprometió a recuperar el sector aluminio”. Asimismo se refirió a esta inversión como “una decisión estratégica del Estado venezolano que abre definitivamente las posibilidades de la recuperación plena del sector (aluminio)”.

El Gobierno Bolivariano otorgó recursos a las empresas básicas Venalum, Alcasa y Alucasa; así como a  Bauxilum y Carbonorca. “Esto va a permitir construir un plan integral de recuperación del sector aluminio, porque ninguna de esas empresas puede recuperarse por sí solas. No puede recuperarse  Venalum si  no garantizamos el arranque de Bauxilum, que en el proceso de producción del aluminio es como el oxigeno” comentó Franco Díaz.

Díaz agregó que, el reto es garantizar una industria robusta del aluminio aguas abajo y que genere  valor agregado.

Por su parte, Ángel Marcano, presidente de CVG Alcasa, dijo que estas inversiones otorgadas por el Gobierno Bolivariano son destinadas para el sustento de la empresa; fue de 90,4 millones de dólares, la cual se distribuyeron en 44,4 millones para materia prima, insumos y repuestos de equipos y 46 millones para la compra de 60mil toneladas de aluminio de importación con la finalidad de cubrir el déficit nacional en el sector transformador de aluminio.

Como desafío inmediato, Marcano informó que está previsto el arranque de la planta de extrusión, “así como de aumentar el número de las celdas de producción de 129 a 200 a fin de año, permitiendo pasar de 4mil 300 toneladas métricas a 6mil toneladas métricas. Lo cual permitirá elevar el valor agradado a los costos de producción y potenciar la Gran misión Vivienda Venezuela”.

En cuanto a los recursos de CVG Bauxilum, José China, presidente de la estatal, afirmó que se aprobaron recursos por el orden de mil 480 millones de bolívares, con los cuales se garantiza el sostenimiento e incremento de la producción de 2 mil toneladas por día a 3 mil 500 toneladas a partir del segundo semestre, de manera sostenida.

Se crearán las bases para iniciar el proyecto de adecuación tecnológica que permitirá en los próximos tres años subir a capacidad instalada de 2 millones de toneladas de alúmina y 6 millones de toneladas de bauxita en los Pijiguaos, además de el suministro de alúmina para el incremento de la producción de CVG Venalum y CVG Alcasa que ayudarán a incrementar la producción del sector transformador de aluminio que tienen un prioritario uso en la Gran Misión Vivienda con los productos de aluminio en el país.

Para finalizar, China aseguró que el gran reto es avanzar en crear las bases para un nuevo modelo laboral donde las políticas sociales del gobierno revolucionario, como la Gran Misión Vivienda, Barrio Adentro, alimentación, deporte y cultural sean incorporadas de manera permanente a las empresas básicas, así como trabajar en la construcción del nuevo modelo de gestión socialista, priorizar la productividad para generar los recursos y sostenimiento de la empresa permitiendo aportar al Estado el desarrollo del país en lo industrial y en lo social.

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.